• La compañía inició, a finales de 2015, el proceso de desmantelamiento de los grupos de fuelóleo de la Central Térmica, tras 40 años de vida útil.
  • La demolición de la primera chimenea de hormigón, de 70 metros de altura, se realizó durante el verano de 2016, y está previsto que las obras terminen en marzo de 2018.

GAS NATURAL FENOSA ha iniciado los trabajos de desmantelamiento de la segunda chimenea de hormigón de la Central Térmica (C.T.) de Sabón, ubicada en el Polígono Industrial del mismo nombre, dentro del proyecto de desmantelamiento de los dos grupos de fuelóleo de la instalación térmica.

La C.T. de Sabón inició su actividad en 1972 con dos grupos de producción de energía eléctrica que utilizaban el fuelóleo como combustible principal. GAS NATURAL FENOSA solicitó en 2010 el cierre de los dos grupos de fuelóleo de la central térmica que, con 40 años de antigüedad, habían agotado su vida útil. En 2008 empezó a funcionar el grupo de ciclo combinado, que opera con gas natural, con una potencia de 400 MW.

La demolición de la chimenea II, de 200 metros, se realizará de forma similar a la primera de 70 metros, que ya se desmanteló durante el verano 2016. En un primer momento, se instalará un monomástil y plataformas extensibles rodeando el fuste de la chimenea. En la parte más alta, donde el espesor del hormigón es menor, se realizarán los trabajos de forma manual con martillos picadores y cizallas. A continuación se procederá al corte de “rodajas” del fuste, con hilo diamantado, hasta una cota de 30 metros sobre rasante. Las piezas cortadas se bajarán con una grúa-robot de gran tonelaje. Finalmente, en la parte más baja del fuste, donde el espesor del hormigón es mayor, se realizará la demolición de forma mecánica.

El proyecto de desmantelamiento de los grupos I y II de fuelóleo

Gas Natural Fenosa Generación, filial de GAS NATURAL FENOSA, inició, en diciembre de 2015, el proceso de desmantelamiento de los grupos I y II de fuelóleo, que incluye la demolición, hasta nivel de rasante, de las chimeneas de hormigón I y II, las bancadas y los muros; el desmontaje de los tanques de fuelóleo y del oleoducto, así como la adecuación de la nave de turbinas.

Las características y la amplitud de los trabajos han exigido una importante organización técnica. Más de 60 personas trabajan en el proceso de desmantelamiento de los grupos que prevé una duración de 27 meses y terminará, previsiblemente, en marzo de 2018.

Tras la obtención de la licencia municipal de obras en enero 2015, la compañía contrató, mediante licitación, a la empresa especializada AFESA Medio Ambiente S.A., que ejecuta el proceso de desmantelamiento y demolición. Para el desarrollo de estos trabajos, se ha elaborado un Programa de Vigilancia Ambiental, que cuenta con el informe favorable de la Consellería de Medio Ambiente de la Xunta de Galicia. Asimismo, se han tomado medidas técnicas y ambientales para prevenir, mitigar y controlar los posibles impactos ambientales y se están realizando actuaciones de repoblación con flora autóctona.

 

A Coruña, 22 de febrero de 2017.

Dossier de Prensa

  Central Térmica de Sabón (PDF 900 Kb)

Imágenes